Blog

Uy, no escribo desde el día 8 de diciembre, pero eso no significa que no haya seguido con el ganchillo. De hecho, estoy a punto de terminar el segundo amigurumi en tiempo récord. Lo que pasa es que en estas fechas me ha sido más complicado subir el post con el proyecto, pero voy a recopilar lo que llevo hecho hasta el momento para contaros lo antes posible.

Lulu Otter (la nutria Lulú) ya está terminada. ¡Por fin! Y ha quedado mucho mejor de lo que pensaba. Estuve a punto de mandarla a la porra (cómo no...), pero logré pasar ese momento de crisis antes de acabar.

Estoy escribiendo poco, pero sigo teniendo en mente el foco de que quiero terminar la nutria antes de que acabe...

Hola, ¿qué tal? No he escrito estos días por aquí, pero tengo una buena razón. He estado ganchilleando casi sin parar. Ya tengo el cuerpo de la nutria, dos orejas y un brazo. Me falta el otro brazo, las dos patas, la cola, la cara y el pescado.

Hoy no hecho ganchillo, pero tengo una buena excusa. Como esta web trata de los cursos que hago, hoy quiero empezar a contar que también hago scrapbooking y que este fin de semana he estado en el 10º aniversario de Vintage Odissey de Alberto Juárez. Ha estado genial, hemos hecho un álbum y un baúl para guardarlo. Y eso me anima a buscar las fotos de otros talleres que he hecho y que nunca me había atrevido a subir a la red, supongo que porque esperaba a tener esa web que nunca llegaba... ¡Pero ya está aquí! Así que me prometo a mí misma que subiré tooooooodas las fotos que tengo de toooooodos los cuadernos de scrapbook que he hecho hasta el momento.

Ya he decidido por cuál amiguito voy a empezar el reto. Igual que en otros libros de ganchillo que he visto sobre amigurumis, los muñecos de Khuc Cay tienen una indicación del nivel de dificultad (ella los pone con corazones). Y como tampoco es plan de ir a lo loco, voy a empezar por el fácil (❤). Como quien dice, de menos a más. Se llama Lulú y es una nutria "que siempre tiene una sonrisa para todos", como describe su autora. Por eso me apetecía empezar por ella.

Ya es oficial. Ayer recibí el libro Sweet Crochet Friends, de Khuc Cay. Es precioso, tiene 16 amigurumis, está muy bien explicado el paso a paso y estoy deseando empezar.

Lo que más me ha gustado tras echar el primer vistazo ha sido que la autora cuenta en la introducción que ella entró en el mundo del ganchillo en diciembre de 2017, eso quiere decir, hace dos años. Más o menos como yo. Y en ese tiempo, después de aprender viendo tutoriales de Youtube, ha sido capaz de hacer un libro de amigurumis. Me parece impresionante.

Reconozco que estos primeros posts van a ser más caóticos, quizás aburridos también, pero necesito coger el hábito de escribir todos los días (o casi todos). Y como todavía no tengo el libro entre mis manos, pues de momento estoy organizando la web como puedo. Mi objetivo es hacer cada día una tarea. Ayer me planifiqué poner el certificado SSL para que mi web pusiera que es segura y apareciera el "https" en la barra de direcciones.

Estoy contenta porque estoy motivada. Acabo de hacer la cabecera de la web. No es la más elaborada pero ya es mucho más de lo que ya tenía anteriormente. Ya habrá tiempo de mejorarla, pero mientras tanto, a mí me sirve y me encanta. Son unas manos con un ganchillo haciendo un círculo de crochet. Por cierto, crochet y ganchillo son lo mismo. El ganchillo es hacer la labor con una sola aguja con forma de gancho y al arte de hacer eso se le llama ganchillo también.

Hoy empiezo otra vez. Nuevo dominio, mismo hosting. No sé qué me pasa con la página web, pero al menos sé que después de tres años de haberme planteado crear una web y haber probado cursos, no quiero rendirme. Por eso nace cursoadicta.com, con la idea de poner en práctica todos los cursos que voy haciendo. Pero hay que empezar por algo. Y eso va a ser el ganchillo.